• Regístrate
Estás leyendo: Ana Bejerano, vocalista de Mocedades, murió a los 60 años
Comparte esta noticia

Ana Bejerano, vocalista de Mocedades, murió a los 60 años

Fue una de las voces icónicas de Mocedades

La cantante llevaba varios días internada en un hospital de España

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La cantante vasca Ana Bejerano, quien entró al grupo Mocedades para sustituir a Amaya Uranga en 1985, murió a los 60 años de edad en el Hospital de Utrdúliz (Vizcaya), al norte de España. La noticia impactó de gran forma a seguidores de la cantante que a lo largo de su carrera también grabó discos como solistas y participó en la banda sonora de Las 1001 Américas.

De acuerdo con el comunicado que su agencia de representación envió, Ana Bejerano tuvo un grave problema en el aparato digestivo, por lo que fue ingresada al hospital el pasado 11 de diciembre, en donde médicos trataron de salvarle la vida, pero la situación se grabó y la cantante falleció a las 7:00 am del 2 de enero .

La voz de Ana aseguró nuestra continuidad tras la marcha de Amaya, fue imprescindible para Mocedades”, recuerda su líder Javier Garay, último de los denominados ‘seis históricos’ en la formación, según el comunicado de la productora que ha difundido su fallecimiento.

Ana Bejerano se incorporó como solista de Mocedades en 1984, con apenas 24 años de edad, además lo hizo con una tarea titánica, ya que entró para sustituir a la legendaria Amaya, quien un año antes anunció su retiro voluntario.

Bejerano se convirtió en figura clave del grupo y mostró que merecía el lugar, ya que para ser vocalista de Mocedades se realizó un casting en el que cientos de jóvenes mostraron su talento para ser elegidos para sustituir a la primera vocalista.

Tras ser elegida como vocalista de Mocedades, Ana Bejerano llenó el vació que Amaya dejó y con la agrupación grabó tres discos: Colores (1986), Sobreviviremos (1987) e Íntimamente (1992), un disco que estuvo marcado por la inclusión de elementos folk.

En 1993, la cantante dejó Mocedades para emprender otros proyectos, como la fundación del quinteto Txarango, junto a dos “históricos” de Mocedades, Roberto Uranga y José Ipiña, además en el 2018, Ana Bejerano regresó a Mocedades a petición de Javier Garay.

En 2021, participó en la gira por el 50 aniversario y estrenaron su nueva canción “Que no se acabe el mundo”, en este regreso tras la pandemia, la agrupación llenó el Nuevo Teatro Alcalá de Madrid con un gran concierto homenaje, en el que participaron las cantantes Tamara, Lucrecia, Diana Navarro y Sole Giménez.

Durante los meses siguientes, según la productora, Mocedades y Ana Bejerano vivieron una “segunda juventud”, pues agotaron casi todas las localidades en los recintos en los que se presentaron, además Javier Garay describió a la cantante como “una de las voces vascas más elegantes desde los 80”.​

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO, S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Loading...