• Regístrate
Estás leyendo: ‘Fue una buena fiesta’: Cynthia Klitbo recuerda cuando terminó en ‘El Torito’
Comparte esta noticia

‘Fue una buena fiesta’: Cynthia Klitbo recuerda cuando terminó en ‘El Torito’

La actriz relató los detalles del escándalo que protagonizó en 2017

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Cynthia Klitbo es una reconocida actriz que ha destacado por sus papeles en telenovelas como Amor en silencio, Cadenas de amargura y La dueña, en donde fue la antagonista principal, pero además de sus proyectos profesionales, la mexicana ha protagonizado algunos escándalos, como en 2017 cuando fue detenida en las calles de la Ciudad de México y enviada al Centro de Sanciones Administrativas y de Integración Social, mejor conocido como El Torito.

En el momento de su detención, Klitbo compartió en su cuenta de Twitter un video en el que aseguró que era una injusticia; sin embargo, al día siguiente publicó una nueva grabación en la que admitió que cometió un error y felicitó a las autoridades por hacer que las leyes se cumplan. A casi tres años del incidente, la actriz recordó con humor lo que sucedió ese día.

En una entrevista para el programa Confesiones, la actriz de El privilegio de amar explicó que uno de sus amigos era el chofer designado, pero al ver que no podía manejar correctamente su camioneta se decidió a conducir a pesar de su estado.

Yo venía de una fiesta de Gabriel Blanco, mi mánager, con una amiga mía de Guatemala y su hermano, su hermano se pone a manejar mi camioneta automática y veo que empieza a hacer cambios, entonces le dije: ‘Yo manejo’. A la cuadra me agarra el alcoholímetro, yo en mi jarra decía: ‘Quiero que la gente vea que yo no pago mordidas’, expresó.

Entre risas, Cynthia Klitbo continuó su relato y confesó que sí estaba en estado de ebriedad, incluso tuvo dificultades para bajarse del automóvil, pero aclaró que fue una ocasión especial, pues no suele beber alcohol con regularidad.

Bajé de la patrulla como si estuviera en una fiesta, agarrada de los polis como si fuera Marilyn Monroe. No hacía falta que ni soplara, era una fiesta, la gente piensa que uno vive así, no señores, no tomo todos los días.
"Esa había sido una muy buena fiesta porque habían venido amigos míos de Venezuela, amigos de Cuba, nos juntamos una bandota que generalmente nunca nos juntamos porque cada quien está en diferente país, entonces fue una fiesta muy divertida y el problema fue que me servían vino y yo seguía tomando”, explicó.

Cynthia Klitbo dio a conocer que durante las 23 horas que estuvo en El Torito aprovechó para dormir, pero también para convivir con las otras mujeres que estaban en el lugar y concluyó diciendo que aprendió la lección, pues desde ese día nunca más ha manejado en estado de ebriedad.​


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO, S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Loading...